sábado, 28 de junio de 2014

TRES AGUJEROS NEGROS ORBITANDO ENTRE SÍ




Mediante una técnica llamada interferometría un equipo internacional de astrónomos ha descubierto dos agujeros negros interiores de un sistema triple que están orbitando muy apretadamente entre sí y con un tamaño que supera en miles de millones la masa de nuestro Sol. Este descubrimiento ha sido en una galaxia que se encuentra a más de 4.000 millones de años luz de distancia.




NASA

 La mayoría de las galaxias tiene en su centro un agujero supermasivo de hasta 10.000 millones de veces la masa del Sol.
"Lo que es extraordinario para mí, es que estos agujeros negros que están en el mismo extremo de la Teoría de la Relatividad de Einstein, orbitan entre sí en 300 veces la velocidad del sonido en la Tierra, en el uso de las señales combinadas de radio de los telescopios en cuatro continentes podemos observar este exótico sistema de un tercio del camino a través del universo. Me hace mucha ilusión , ya que tan solo araña la superficie de una larga lista de descubrimientos que serán posibles  con el Conjunto del Kilómetro Cuadrado, (SKA)" . Así dijo el Dr. Roger Deane de la Universidad de Ciudad del Cabo.




Los investigadores señalan que es importante entender estos sistemas por varias razones. Para empezar, porque los agujeros negros influyen en como evolucionan las galaxias, y la comprensión de la frecuencia con la que los propios agujeros negros se fusionan es clave. Además, los sistemas que orbitan tan cerca como este son fuente de ondas gravitacionales en el Universo,    si la  relatividad  general es correcta. Los futuros radiotelescopios serán capaces de medirlas.





Si bien la técnica de VLBI fue esencial para descubrir el interior de los agujeros negros, el equipo también ha demostrado que la presencia de un sistema binario también puede ser inferida por otras pistas detectables desde grandes distancias. Los agujeros negros supermasivos emiten grandes chorros de energía desde sus polos, pero en un sistema como este, nunca  veríamos estos chorros como una línea recta, sino que más bien describirían en el espacio una forma helicoidal  similar a un sacacorchos. De esta forma aunque los agujeros negros se encuentren demasiado cerca como para ser detectables de forma individual, la estructura retorcida de estos chorros sería un claro indicador de la presencia de al menos otro agujero negro supermasivo.     


jueves, 26 de junio de 2014

HALLAN UN PLANETA PARECIDO A LA TIERRA

© The Planetary Habitability Laboratory / phl.upr.ed


Con unas condiciones climáticas muy parecidas a las de la Tierra y a solo 16 años luz de distancia se descubre un planeta que supuestamente reúne condiciones  para albergar vida. Su nombre es Gliese 332c, y su tamaño es, al menos, cinco veces mayor que nuestro planeta, y orbita alrededor de la estrella Gliese, una enana roja de 11.500 años de edad, en la constelación de la Grulla.




A la estrella Gliese 832 se le había detectado, hace algún tiempo, otro planeta del tamaño y similitud de Júpiter y no se descarta que existan otros planetas orbitándola, cosa que está en estudio.



Gliese 832c recibe en su superficie aproximadamente la misma cantidad de energía que la Tierra recibe del Sol, por lo que este planeta podría tener temperaturas similares a las nuestras aunque con mayores variantes estacionales debido a lo excéntrico de su órbita. Todavía, no obstante, hay grandes incógnitas: desconocemos, por ejemplo, la composición de su atmósfera, ya que según los gases que estén presentes, puede hacerla completamente diferente a la nuestra y no apta para la habitalidad.
El sistema Gliese 832  es, a escala reducida, similar a nuestro propio Sistema Solar con un planeta similar a la Tierra en el sistema interior y otro planeta gigante similar a Júpiter en el sistema exterior.