martes, 18 de enero de 2011

Hacia una Explicación Completa del Origen de las Tierras Altas en la Cara Oculta de la Luna


La misteriosa zona de topografía elevada en la cara oculta de la Luna ha carecido de una explicación convicente durante décadas. Pero un nuevo estudio muestra ahora que las tierras altas de la cara oculta pueden ser el resultado de las fuerzas de mareas que actuaron en una etapa temprana de la historia de la Luna, cuando la corteza exterior sólida de este satélite flotaba sobre un océano de roca líquida.
Los investigadores han logrado describir un proceso para la formación de las tierras altas lunares que consiste en el calentamiento causado por las mareas en la corteza de la Luna hace alrededor de 4.400 millones de años. En esa época, no mucho después de la formación de nuestro satélite natural la corteza se separó del manto situado bajo ella interponiéndose entre ambas capas un océano de magma. Como resultado, la atracción gravitacional de la Tierra causó en la Luna mareas que flexionaron y calentaron su corteza. En las regiones polares donde la flexión y el calentamiento fueron mayores, la corteza lunar se volvió más delgada, mientras que en las regiones más alineadas con la Tierra la corteza pudo volverse más gruesa.
El equipo de investigación, encontró que  la llamativa zona lunar de topografía alta puede ser descrita hasta cierto punto por una función matemática sorprendentemente simple. El tipo de función matemática implica que las mareas intervinieron en la formación de ese terreno.
Las variaciones en el espesor de la corteza lunar son similares a los efectos observados en Europa, un satélite de Júpiter. 
En el estudio han intervenido científicos de la Universidad de California en Santa Cruz y del Instituto de Física del Globo de París.
Publicar un comentario